MUZZA

De humeante muzzarella
y harina cuatro ceros,
la conocí una tarde
en un bar de Boedo,

y desde entonces sigo
su olor por las esquinas
de Buenos Aires, ando
tras su alma de harina.

Acepté sus variantes
de tomate y cebolla,
de ananá y de palmitos
mas prefiero una Diosa

llamada muzzarella
que recubre su cuerpo
de levadura virgen
y harina cuatro ceros.

Marcelo Rinaldi

Entradas populares de este blog